Si vemos a las grandes ciudades de la moda como hermanas, New York vendría a ser la más Ready-To-Go-Out, versus Londres que definitivamente es la más conceptual y artística de las cuatro.

Por Esteban G Villanueva
@estebangvillanueva

Hablaremos de las otras dos cuando llegue su turno en el calendario. Dicho esto y con el comienzo de la semana de la moda en la capital inglesa, las personas se apilan a las afueras de los venues para ver las más recientes colecciones de los nuevos, los clásicos, los más disruptivos y hasta los diseñadores más tradicionales.

Sin embargo, ¿qué se puede esperar en esta ocasión del evento?

Quizás esta sea la última vez en la que Londres presenta un fashion week como parte de la Unión Europea, el país que se encuentra en un momento políticamente convulso y con una tensión homogeneizada en su población por el no tan lejano futuro.

Las pasarelas y los eventos representan una salida de esta burbuja para los londinenses y un outlet de creatividad y diseño para el país entero, quien siempre ha encontrado orgullo en las propuestas de los creativos para sus diseños en escenario.

Nombres clásicos como Erdem, Burberry y JW Anderson generan deseo en los insiders para conocer las propuestas y nombres como Victoria Beckham sedimentan su posición en la industria con nuevas colecciones, cada una mejor que la anterior.

En otra nota, vuelve a las pasarelas Fashion for Relief, evento y organización fundada por Naomi Campbell cuyo fin es recaudar fondos para apoyar a personas damnificadas por desastres naturales a lo largo del globo.

Mid Fashion Month rush, Londres como segunda parada es ideal para entrar con toda la creatividad y concepto del continente y prepararse para los momentos más intensos del mes de septiembre. Nosotros estamos listos y ya amamos varias de las propuestas vistas, ¿ustedes qué tal?

Marques 4

Fotos de Condé Nast vía Vogue.