Si me siguen en Instagram, se pueden haber dado cuenta que últimamente estoy obsesionada con las midi skirts, o sea, las faldas que llegan debajo de la rodilla. Me encantan porque son súper versátiles, cómodas, y hay muchos tipos.

Estas faldas se pueden combinar con todo tipo de tops, desde t-shirts hasta suéters, y también con cualquier tipo de zapatos; tennis, tacones, botas, como quieran. Me encanta el movimiento que tienen, sobre todo si son en una tela plisada y ojalá en algún color brillante o estampado llamativo.

Las midi skirts favorecen mucho, ya que al no ser ajustadas ocultan aquellos kilitos de más, y también son una muy buena opción para las que no tienen muchas curvas, porque la silueta de cintura ajustada y volumen abajo ayuda a crear una figura de reloj de arena.

Aquí les dejo varios looks hechos con midi skirts, inspírense y creen sus propias versiones, van a ver que les van a encantar.

Leo

2

3

Follow my blog with Bloglovin!