Más allá de una tendencia, la estética holística un todo un estilo de vida que se basa en obtener belleza por medio del balance de la salud del cuerpo físico, mental y espiritual.

Por Lily Mizrahi, terapeuta holística. Fotos: cortesía de la terapeuta.

Sus raíces vienen de los principios de la medicina holística, cuya filosofía radica en que todas las partes del cuerpo están interconectadas y para tener salud debe haber armonía en todas las áreas. A diferencia de la estética tradicional cuyo enfoque está en la “belleza instantánea” por medio de tratamientos cosméticos, la estética holística cree en ayudar a mejorar la apariencia de manera auténtica y natural.

El enfoque de la estética holística está en que el profesional ofrezca un tratamiento donde se practican modalidades y técnicas genuinas, enriquecedoras, no invasivas y no dañinas, que se centran en optimizar la salud de la piel, así como el bienestar general.

Los tratamientos incluyen técnicas de apoyo para enfocarse en el masaje debido a sus poderosos beneficios relajantes y reparadores para la salud de la piel, así como el uso de productos naturales, saludables y efectivos, formulados con ingredientes a base de plantas y minerales.

El objetivo es una solución eficaz para una piel bella y saludable que produce no solo resultados visibles inmediatos sino también resultados continuos a largo plazo.

El uso de los cristales

El uso de cristales en la estética holística se basa en la idea de que toda la materia está compuesta de energía, y los cristales tienen energía que resuena con vibraciones naturales en el cuerpo humano.

Además de tener propiedades antimicrobianas, antibacterianas y antiinflamatorias, los minerales preciosos que se encuentran en cristales y gemas también tienen propiedades tonificantes, reafirmantes y regenerativas.

Los cristales funcionan aumentando la energía de curación positiva y extrayendo energía negativa del cuerpo, no solo se sienten bien en la piel, sino que también proporcionan un suministro celular específico, microcirculación y la capacidad de equilibrar y armonizar la piel.

Es este factor de energía lo que hace que los cristales sean tan efectivos, especialmente cuando se trata de la complexión. Entre las muchas propiedades de los cristales se encuentran un efecto calmante y relajante, otros ayudan a eliminar toxinas, otros aumentan el flujo sanguíneo.

Lily3

¿Por que elegir la Holística vs la Tradicional?

•Cada cliente es tratado con reverencia y una actitud cariñosa, donde las evaluaciones incluyen hábitos de estilo de vida y estados emocionales para identificar la raíz de una afección y dar recomendaciones adecuadas para el tratamiento y autocuidado.

•Existe un compromiso con la educación superior y un descubrimiento profesional de los cambios y desafíos de la salud, y se basa en un modelo terapéutico de prevención, donde existe comprensión más amplia de la anatomía, fisiología y química del cuerpo, así como la funcionalidad de los ingredientes de productos utilizados.

•Se usan productos formulados con ingredientes 100% naturales, orgánicos a base de plantas y minerales (arcillas y sales), todo de alta calidad, veganos, no refinados de origen ético: aceites esenciales, hierbas, aguas de plantas, y aceites, que son mas eficientes y saludables que los convencionales.

•El esteticista holístico está educado en modalidades y técnicas no invasivas como el drenaje linfático, el masaje, la reflexología, el Reiki, utilizan cristales debido a sus beneficios físicos y metafísicos y los protocolos faciales son personalizados.

Las manos son la principal herramienta, y la armonía se restaura a través de filosofías antiguas como la MTC, Ayurveda, Nutrición, y Aromaterapia.

Ayudar a mejorar la apariencia de manera auténtica es el concepto que sustenta los enfoques de la estética holística, buscando la belleza de adentro hacia fuera.

La belleza que emerge cuando nos tratamos con amor y respeto es el tipo que llama la atención, porque está arraigada en un sentido interno de nuestro propio valor, no solo en una estética externa fugaz.

Es el tipo de brillo que proviene de la sensibilidad, de no usar productos químicos ni tratamientos abrasivos, un enfoque de belleza de auto-aceptación, que no sea tan dramático ni que comprometa la salud.

IG: @lilymizra