¡Se nos va el año! Se agota el 2015 y se abre un capítulo nuevo en nuestras vidas. Es emocionante tener esa sensación de renacer, de tener una nueva oportunidad de hacer más cosas y de evolucionar; es como un nuevo amanecer en nuestra vida que nos permite renovarnos y buscar la mejor versión de nosotros mismos.

Usualmente el día de hoy es para hacer propósitos; hay gente que hasta hace una lista detallada de lo que quiere y eso está bien, pero mi fórmula es diferente. Mis propósitos son un poco más ambiguos, menos detallados, son más metas y sueños que propósitos en sí. Por ejemplo, en el próximo 2016 quiero:

1- Lograr tener mayor balance en mi vida. Me concentro mucho en lo profesional y trabajo demasiado, entonces quiero poder encontrar más tiempo para mi familia, mis amigos y la gente que más quiero. Estar más presente y no tan ausente como suelo estar por andar pensando en trabajo, trabajo y trabajo.

2- Estar sana y cuidar mi cuerpo y mi alma, alimentarlos con cosas positivas y con gente de buena vibra. Rodearme de amor y de luz y alejarme de la gente y de las situaciones nocivas.

3- Hacer que todos mis proyectos evolucionen, sin miedos y sin ataduras, son fe en que lo posible es mucho más de lo que creemos.

4- Mostrar gratitud hacia todo y hacia todos, lo bueno, lo malo, lo feo y lo difícil. La gratitud es la mejor manera de afrontar todo y de recibir las cosas de manera positiva.

5- Amar.

Hoy es el último día del año, un año que me trajo tantas cosas buenas y tantos retos que no puedo ni explicarles. Un año de liberación emocional, de aprendizaje laboral, un año de auto conocimiento y de lecciones fuertes. Si hago un balance, la gran mayoría fue positivo, pero uff… ¡qué año más fuerte! Recibo el 2016 con demasiadas ganas, expectativa y deseos de mejorarme a mi misma y a mi entorno, por que de una cosa estoy segura, el primer paso para cualquier cosa grande e importante en nuestra vida se llama fe.

Les escribo este post desde Pinilla, despidiendo el año con uno de los trajes de baño recientemente mostrados en la pasarela del Mercedes-Benz Fashion Week Guanacaste. Su diseñadora está casi recién egresada de la U creativa, pero su técnica, calidad y visión definitivamente corresponden con la de una diseñadora madura y experimentada. Definitivamente este 2016 será un gran año para Carolina Rojas, quien nos mostró una pasarela impecable, llena de detalles étnicos, de tejidos, de patrones exóticos y detalles. ¡Mucha suerte Caro¡ ¡Vas a ser enorme!

Les mando un abrazo a todos, mucha paz y mucha luz, pero sobre todo muchas bendiciones para el año que entra.

Leona

nsb-blog1

nsb-blog2

nsb-blog3

nsb-blog4

nsb-blog5

Fotografía y edición por Maripaz Howell

Follow my blog with Bloglovin!