Nunca es demasiado tarde para comenzar a compartir nuestras historias con millones de personas en línea. Dar el primer paso puede parecer aterrador, pero con un poco de guía, puedes explotar tus historias y carisma para volverte una estrella. Compartimos cinco tips para poder comenzar a crear contenido para videos en línea.

Cada día se suben miles de materiales audiovisuales a las principales plataformas de entretenimiento. El contenido de la web es tan diverso que se puede pasar fácilmente de un fragmento de la Copa del Mundo de 1986, al video de dos gatitos tratando de atrapar un láser.

Los usuarios encontraron que hacer videos era una forma divertida y relajante de ganarse la vida. Se llaman a sí mismos YouTubers o videobloggers y, increíblemente, no todos son graduados de escuelas de cine o especialistas en cámaras con un millón de botones.

Con fuerza de voluntad, una pizca de imaginación y un poco de asesoramiento técnico, cualquiera puede ser una estrella de Internet y ganar cientos de miles de suscriptores. ¿Quiere saber cómo? Paso a paso, aquí se lo explicamos:

1.- Generar un concepto. Como primer paso, debe planificar el tema y el propósito de sus videos, así como la definición de su audiencia. La recomendación es transmitir seguridad sobre algo que domina y se sienta cómodo. Hay que ser apasionado sobre lo que se va a hablar porque la gente percibe cuando alguien no habla de un tema de manera natural.

2.- Cuide su imagen. Si su canal se enfocará en viajes o deportes, evite que los materiales se vean como la escena final de The Blair Witch Project.  Tiene que adaptar la calidad visual al tema de sus videos, de lo contrario, perderá credibilidad. Aprenda lo básico de la fotografía: la regla de los tercios, la iluminación y el balance de blancos

El otro truco está en la tecnología que utiliza, debe asegurarse de contar con equipo que garantice buena imagen y estabilidad.

3.- Menos es más. A menos que esté filmando un documental, no todos los internautas quieren ver un vídeo de 40 minutos sobre la historia del diseño industrial en YouTube. La edición tiene que ser divertida, con momentos orgánicos y sobre todo cortos. Es un trabajo duro, pero es una regla de oro: cuanto menos tiene, más puede expresar.

4.- Nunca frene su creatividad. Si su pasión son los aviones a escala y sólo sabe montarlos, puede nutrir el contenido investigando sobre marcas, historias de modelos o celebridades que también los coleccionan. Además, no se limite a un solo tipo de formato de video: las cápsulas informativas son efectivas, pero puede variar con entrevistas, tops 10, datos divertidos o unboxings.

5.- Haga una inversión inteligente con un micrófono. Uno de los errores más comunes de la producción  es descuidar el sonido. No importa lo interesante que sea su vídeo en el aspecto visual, si no tiene buen audio, nada atraerá la atención. Tanto si graba en interiores como en exteriores, siempre habrá un elemento sonoro que podría arruinar una escena importante.

Ya lo sabe, para empezar a generar su propio contenido solo hace falta una buena idea y ponerse a trabajar.